Francisco Galeazzi / 2 minutos / Mundo

¿Qué es lo primero que agarrás si tenes que irte de tu país con una mochila? ¿Cómo recaudas millones de dólares si tenes la economía bloqueada? ¿Cómo podés ayudar estando a miles de kilómetros en menos de cinco minutos?

Solemos imaginar una guerra como misiles sobrevolando ciudades, edificios destrozados. Pero no es solo esto. Una guerra representa personas saliendo de su hogar con solo una mochila o a veces sin nada. Representa oleadas de personas ingresando en nuevos países. Una guerra bloquea economías, cierra mercados. En las guerras las personas no pueden acceder a alimentos ni bienes de todos los días.

A raíz de lo que está sucediendo en Ucrania se abrieron varios frentes para volver a poner en boca de todos el uso de las criptomonedas. Es verdad que el mundo de las criptomonedas tiene sus críticas en la descentralización de la red, permitiendo ocultar activos. Es cierto que suelen ligar a este mundo con el lavado de dinero o el lugar para el dinero de mafiosos. En contrapartida, lo que nos mostró la guerra europea es que hay un mundo de posibilidades positivas a desarrollar para esta nueva tecnología.

Recibí historias que inspiran

Hace unos meses, Fadey llegó a Polonia con un pendrive en el que contenía el 40% de sus ahorros. Contó a la CNBC que “no podía retirar el efectivo porque las colas eran muy largas”. Transferir su dinero en unos pocos minutos le permitió llevarlo consigo. Además, logró cambiar algo de dinero a través de la red de bitcoin para conseguir la moneda local al llegar a Polonia. Con ello, pudo pagar el traslado, la comida y un albergue.

El gobierno de Ucrania anunció el 26 de febrero que recibieron más de 100 millones de dólares en diversas criptomonedas. Esto permitió financiar las Fuerzas Armadas locales en su resistencia hacia el ejército ruso. “Todos y cada uno de los cascos y chalecos comprados a través de donaciones de criptomonedas están salvando actualmente vidas de soldados”, añadió Bornyakov

A su vez, el gobierno lanzó el 26 de marzo su propio proyecto de NFT (tokens no fungibles o más conocido como arte digital). Desde el Ministerio de Transformación Digital pusieron en marcha el Meta Museo de la Historia de la Guerra. La red de blockchain permite crear este tipo de cosas, en las que un museo pasa a ser un sitio web. En él, las personas pueden recorrer galerías de arte  para comprar dibujos, fotos, videos para apoyar al gobierno de Ucrania.

A su vez, el gobierno de Ucrania creó la UkraineDao una organización descentralizada para poder mantener en contacto a una comunidad a través de la web. La creación de la DAO permite la recaudación de fondos de una forma simple así como crear un espacio para brindar información certera sobre la guerra a través de grupos de mensajería como discord y telegram. 

Las posibilidades son infinitas para el uso de nuevas tecnologías en el apoyo a situaciones de crisis sociales o ambientales. Hay que ser conscientes de que estamos en un tiempo en el que podemos apoyarnos en ellas para lograr un impacto positivo en el mundo de una manera simple. 

Recomendados